Asociación de Directores de Arte Contemporáneo de España


EL MUSAC Y EL DESCRÉDITO INSTITUCIONAL

musac


Los últimos acontecimientos referidos al MUSAC: dimisión de su directora, dimisión de su consejo asesor y denuncia del sector profesional del mundo del arte por las malas prácticas llevadas a cabo por la administración titular (la consejería de Castilla y León), nos llevan de nuevo a reflexionar y compartir con la sociedad la necesidad de provocar un giro en las formas de gobierno de este museo que le devuelva públicamente el crédito institucional, que nunca debió poner en riesgo.

 

Las estructuras de gestión de los museos deben estar encaminadas a facilitar la toma de decisiones que permitan cumplir los objetivos de la institución, así como la ejecución de sus planes. En la actualidad el Musac depende orgánicamente de la Fundación Siglo cuyas continuas injerencias, denunciadas por los tres ex directores del museo e incluso por sus trabajadores, impiden la necesaria autonomía artística y administrativa que una institución de estas características debe tener para poder llevar a cabo sus objetivos, haciéndola frágil y fácilmente vulnerable y poniendo en serio peligro su credibilidad tanto en el ámbito local como en el nacional e internacional.

 

Si la consejería de Castilla y León pretende la recuperación del crédito institucional del Musac ante las sociedad, en general, y ante el sector profesional, en particular, debería impulsar la creación de un órgano de gestión autónomo, acorde con la envergadura y trascendencia de este equipamiento: es decir, un Patronato propio en el que se garantice la presencia equilibrada de miembros de la sociedad civil y de expertos, junto a representantes de la administración pública titular del museo, quienes conjuntamente impulsen la institución. Es este órgano colegiado, el que debería asumir funciones básicas como las de cuidar por el respeto de su programa artístico, aprobar los presupuestos económicos anuales y velar por el uso adecuado de sus recursos económicos y elegir la dirección del museo mediante un concurso en el que se valore el proyecto, el currículo y la experiencia de los candidatos.

 

La crisis del Musac, abierta apenas hace unas semanas, se ha cerrado precipitadamente y en falso intentando culpabilizar y difamar a una profesional de contrastado prestigio como Eva González- Sancho, nombrando a un nuevo director sin observar las recomendaciones del documento de buenas prácticas y, en definitiva, sin abrir un periodo de reflexión necesario que analice el origen de sus problemas, ponga fin a las injerencias y trate de encontrar las fórmulas para su fortalecimiento futuro.

 

Desde ADACE reclamamos a la Junta de Castilla y León que inicie este proceso de modernización en el funcionamiento del Musac que permita al museo continuar siendo un lugar abierto a la creación, insertado y en conexión permanente con la sociedad, comprometido con la educación y en continua comunicación con otros museos y centros de arte de ámbito nacional e internacional.




Publicado el Miércoles 19 junio, 2013

Comparte    


Newsletter